miércoles, 22 de agosto de 2007

IMAGENES DE OBRAS LITERARIAS ESCENIFICADAS







Las fotografías corresponden a escenas de la obra literaria clásica Edipo Rey, una trama que gira en torno al enamoramiento de Edipo el hijo de Yocasta, una vez este se da cuenta de que su amada es su propia madre, se arranca los ojos.

Te invito a leer este libro que ha dado pie a tantos amálisis, sobre todo desde la sicología.

17 comentarios:

oscar_360 dijo...

Veo a simple vista que es una obra muy completa y muy analítica.
También felicito a los integrantes de este grupo que lo hicieron muy bien este trabajo, espero que nosotros los estudiantes sigamos contribuyendo en la literatura de alguna forma para que se interesen del mundo de la escritura y la lectura que es algo muy esencial en esta sociedad de mucho trabajo.

Oscar Daniel Henao Puerta estudiante del grado 10ºA

sebastian hernandez lopez dijo...

Creo que nosotros lo estudiantes tenemos que abrirnos mas al campo de la literatura, y contribuir a que crezca cada día mas. Felicito a estos alumnos que participaron de tan espectacular obra, y que nosotros los jóvenes sigamos interesándonos mas por la literatura para ser mejores personas cada día, ya que ella nos facilita desarrollar nuestras habilidades de expresivas y comunicativas en el interactuar de la vida diaria en todo los aspectos.

rosa ramirez g. dijo...
Este comentario ha sido eliminado por el autor.
rosa ramirez g. dijo...
Este comentario ha sido eliminado por el autor.
sebastian hernandez lopez dijo...

Creo que nosotros lo estudiantes tenemos que abrirnos mas al campo de la literatura, y contribuir a que crezca cada día mas. Felicito a estos alumnos que participaron de tan espectacular obra, y que nosotros los jóvenes sigamos interesándonos mas por la literatura para ser mejores personas cada día, ya que ella nos facilita desarrollar nuestras habilidades expresivas y comunicativas en el interactuar de la vida diaria en todo los aspectos.

SEBASTIAN HERNANDEZ LOPEZ 10ºA

rosa ramirez g. dijo...
Este comentario ha sido eliminado por el autor.
rosa ramirez g. dijo...

Me parece muy interesante, me gustaria pasar por estas experiencias que de alguna forma contribuyen en la formación de nosotros como personas...tambien nos ayuda mucho para dar a conocer nuestros sentimientos frente a una obra literaria...

felicitaciones a estos alumnos por su gran esfuerzo y dedicacion.

rosa ramirez gonzalez estudiante del grado 10ºA

santiago dijo...

Pienso que es una obra muy completa que nutre la formación de los jóvenes y ayuda a la formación de cada adolecente...
Pienso que la normal es excelente al enseñar en valores morales, por esto los alumnos de esta institución son sobresalientes sobre otro tipo de jóvenes.
La normal superior de Amagà como entidad pública es excelente y cuenta con personal educativo muy bueno, por esto los jóvenes de la institución se caracterizan por ser abiertos a todo tipo de ideas, comunicativo y dispuesto a trabajar.
Una forma de demostrar que los jóvenes de la institución sobresalen es mostrando como los alumnos se esforzaron y se esmeraron para producir una obra tan interesante como la que se muestra.

¡LA NORMAL ES FUENTE DE SABER Y ENSEÑANZA!

Santiago Betancur Posada 10ºA

jefferson dijo...

pienso que la literatura escenificada realizada en la institucion es un aporte a que dia a dia interactuemos con la historia literaria, de una forma muy creativa y pedagogica, no de un forma tan mecanica como la de papel y lapiz.
La obra que fue realizada por los estudiantes de la institucion fue muy interezante, didactica y pedagogica por que se mostro el esfuerzo y la dedicación del trabajo.
Jefferson Morales Molina
Grado 10ºA

Luisa María Velásquez Acevedo dijo...

Me parece que la dramatización recrea el texto de la obra, a la vez que se aprecian las aptitudes histriónicas de los estudiantes.
Escenificar obras literarias es una estrategia mediante la cual los jóvenes de la IENSA se aproximan a la literatura, ésta experiencia puede replicarse en la práctica docente, tanto de los maestros en formación como de los maestros en ejercicio para favorecer el acercamiento literario de los niños.
Felicitaciones.

Luisa María Velásquez Acevedo. 10-A

kamila dijo...
Este comentario ha sido eliminado por el autor.
kamila dijo...

Creo q la literatura es parte esencial para la vida del ser humano,q comprende todos los antecedentes de el mismo;ademas refuerza nuestra creatividad a la hora de crear y expresar nuestro potencial.
Esta obra a simple vista se ve q esta compuesta, por grandes motivadores de la esencia del hombre;q ayuda a resaltar nuestro significado en el mundo.

MARIA CAMILA CASTRILLON GOMEZ 9:A

daniel dijo...

Me parece que las obras literarias
son una forma excelente de expresarnos ante la comunidad educativa para que nos vayamos deshinibiendo ante el publico.

De manera cordial felicito a estos estudiantes que se esforzaron y se dedicaron para que todo saliera perfecto.

daniel mejia quiróz estudiante del grado 10ºA
2009

diego sanchez dijo...
Este comentario ha sido eliminado por el autor.
diego sanchez dijo...

La literatura es muy importante en nuestro medio pues por medio de esta se pueden dar aconocer grandes actitudes como lo es la parte escenica cuando representamos algo.
considero que la lectura enriquece nuestra mente y ayuda aque motivemos mas nuestro espiritu pedagogico.

Diego Sanchez Restrepo
10ºB

diego sanchez dijo...

creo en la importancia de mantener los esfuerzos por promover al máximo el uso del texto escrito y estimular la lectura. Y es evidente que este proceso debe hacerse fundamentalmente en la infancia, en medio de la familia y de la escuela. Pero si bien es fundamental tener claridad sobre la importancia y la utilidad del aprendizaje eficiente de la lectura, vale la pena diferenciar, así la distinción no sea tan tajante en la realidad, entre la lectura didáctica y la lectura del texto literario. Nadie duda todavía de la importancia funcional del aprendizaje de la lectura para el dominio del lenguaje mismo y para el manejo de información, tanto en procesos sucesivos de aprendizaje escolar (el rendimiento escolar depende en gran parte del dominio de las técnicas de lectura) como en la vida misma. Saber leer las instrucciones, los letreros de vehículos y almacenes, los textos de física o mecánica, los argumentos de los filósofos o las propagandas de los políticos, es algo que resulta esencial para el ciudadano moderno. La escuela debe preparar al estudiante para una comprensión adecuada del texto científico, para un análisis de los contenidos informativos de un texto, para una crítica de las intenciones de quien produce un mensaje. Sin embargo, el niño no tiene una visión clara de las ventajas utilitarias de este aprendizaje, y si no adquiere durante la infancia un verdadero hábito y una buena capacidad de comprensión de lectura, tendrá desventajas en el manejo de la información escrita. Paradójicamente, una de las primeras razones para promover entre los niños la lectura de textos literarios es para que aprendan a leer, con facilidad y plena comprensión, los textos no literarios.

Pero esto no es lo fundamental, y es un argumento que sólo tiene sentido para los adultos: para los niños carece de importancia. En este tema, mi posición es radical y extremista: la lectura de la literatura, del cuento infantil, de los cuentos de hadas, es lo único que puede hacer interesante y atractiva la lectura para los niños más pequeños. Comparto por completo los puntos de vista de Bruno Bettelheim y Karen Zelan, de que lo que haga la lectura atractiva, interesante, maravillosa para el niño es lo que debe fundar la enseñanza de la lectura en la infancia. Y aunque gradualmente puede ir surgiendo la función didáctica de la lectura, y el niño puede descubrir de su papel en la transmisión de información y conocimiento, creo que durante toda la escuela primaria el énfasis debe estar en la lectura como placer, como experiencia de vida, como forma de comunicación creadora. Esto es así, porque la lectura sólo se vuelve un hábito cuando se apoya en la agradable experiencia de ella misma, no cuando es un esforzado descifrar de palabras para satisfacer una obligación escolar.

Sabemos que normalmente es poco lo que hace la escuela para promover la lectura, y lo que se hace muchas veces produce efectos indeseados. El proceso de aprendizaje de la lectura es usualmente tedioso en nuestro medio, y produce unos lectores mediocres y que ven la lectura como un esfuerzo. Normalmente se convierten en lectores competentes y asiduos aquellos niños que han tenido en su hogar una experiencia que valore el libro y el texto escrito, porque les han leído los adultos, porque han visto a los adultos utilizar el texto escrito con frecuencia, porque ven que los libros son objetos valiosos para sus padres. La calidad de los maestros y de la escuela no les permite superar, y en muchos casos más bien agravan, las limitaciones que traen los niños del hogar: usualmente, al terminar la primaria, se habrán vuelto lectores, y estarán en camino de convertirse en personas con una posibilidad de manejo complejo de la cultura, unos pocos niños que provienen de hogares donde hay una valoración de la cultura escrita, usualmente de clase alta. En las escuelas populares, pocos sabrán leer bien, y sobre todo, muy pocos habrán aprendido a disfrutar de la lectura. Es posible buscar procedimientos remediales para compensar este atraso, sobre todo en los aspectos más inmediatos de la velocidad de lectura y de la competencia para comprender los mensajes, pero ya es dudoso que pueda impulsarse mucho la apreciación del niño del acto de leer.

Aquí es donde está el gran desafío: lograr que socialmente la lectura reciba una valoración que estimule al niño, y lograr que la escuela promueva eficazmente la formación de niños lectores. No creo que haya nada que permita hacerlo, distinto a impulsar la lectura de historias y narraciones atractivas, de buena literatura. Quizás no muchos responderán, dadas las carencias culturales del medio, y la facilidad de las alternativas recreativas. Pero no hay otra estrategia que logre mejores resultados.

¿Cómo promover esta lectura literaria? Creo que lo esencial es dotar a las escuelas de materiales literarios adecuados, y tratar de que los maestros los conozcan, los lean -y esto puede ser difícil: no hay que olvidar que estamos insertos en un círculo vicioso perverso, en una situación que se describiría mejor con el conocido teorema de la telaraña de los economistas: la mayoría de las personas que se forman como maestros, lo hacen porque no logran acceso a las carreras que desean, dadas las debilidades formativas que tienen. Una expresión de estas debilidades es que usualmente tampoco ellos tienen el gusto de la lectura, ni una adecuada comprensión de lectura. Estos maestros, cada vez más incompetentes, forman estudiantes cada vez más débiles, de los que se extraerá una nueva generación de maestros seleccionando a los peores, y así sucesivamente... Repito, tratar de que los maestros los conozcan, los lean, los respeten como textos literarios (y no como portadores de mensajes pragmáticos o ideológicos), los disfruten y puedan comunicar su placer a los niños. También es conveniente dotar de materiales de literatura infantil a las bibliotecas públicas de todos los niveles. Incluso en las comunidades económicamente más pobres, hay niños que pueden despertar ante el descubrimiento del texto imaginativo y creador, y en ninguna parte es más importante que esto pase que en los sitios en los que las limitaciones prácticas favorecen menos el puro disfrute estético del texto literario. Es allí donde el resultado social de estimular la lectura es mayor, en la medida en que, como lo he subrayado, el desarrollo de esta capacidad es el camino para el acceso a una educación compleja, y por lo tanto al único canal razonable de disminución de las diferencias sociales que conocemos hoy.

marileidys dijo...

La importancia que tiene la literatura en la sociedad es que nos permite a nosotras las personas una mayor comprencion y aclaración de las cosas ,esto nos permite un mayor lenguaje.
La literatura contemporanea nos permite y es posible jusgar los valore del tienpo en que vivimos , no parese arriesgado afirmar que la lieratura española alcanza una altura solo inferior ala que tiene en la gran epoca clacica.


LEIDY MARCELA RIOS CARRILLO
MARISOL RIOS CARRILLO
LEIDY QUIROZ ORTIZ
10-B

Toca el piano